volver arriba

Tárrega

Maestro Güell, 12
25300 TÁRREGA - Lleida
Telf.: 973 31 26 01
e-mail: cmtarrega@hotmail.com

 

Tárrega - Comunidad "Nuestra Señora de las Virtudes" 

 

Tárrega, hermosa ciudad de la Provincia de Lérida, a 107 Km de Barcelona, con monumentos históricos del siglo XVII, especialmente la Iglesia del Carmen, de los Carmelitas Calzados y la Iglesia de San Antonio. De fuerte arraigo cultural y religioso.La Virgen del Alba es su patrona.

Las Carmelitas Misionera llegamos a Tárrega en el año 1899. La primera comunidad estaba en la calle Comabruna, su advocación era “Niño Jesús” y tenía como misión asistir a enfermos en sus propios domicilios y atender una clase de párvulos.

Al no regresar al Hospital San Antonio las Carmelitas de la Caridad– Vedrunas, después dela Guerradel 36, se abrió una nueva comunidad y el Colegio del Dulce Nombre de María en el citado Hospital San Antonio, año 1942. Después de 54 años de entrega, especialmente nocturna al servicio del enfermo, la comunidad de la Calle Comabrunase trasladó al Hospital para el cuidado de los enfermos y el edificio de la citada calle se adapta convenientemente a las exigencias de la enseñanza y en 1954 se instala la comunidad del Colegio Internado “El Carmelo”, donde se impartía la enseñanza de párvulos, EGB, bachillerato, comercio, música, corte y confección, con notable eficiencia en su misión docente y educadora en la fe.

Posteriormente, en el año 1969, el Colegio “EL Carmelo” cesa en sus actividades docentes y se transforma en Colegio Menor (internado), con destino a alumnas que cursan estudios de Enseñanza Media en el Instituto mismo de Tárrega, y en Escuela Hogar. Parte de los locales del Colegio fueron prestados ala Parroquia. Finalmenteen 1977 hasta 1992 funciona como Residencia de niños discapacitados, que asisten a la Escuela Especial “Santa María del Alba”.

Generaciones de niños y jóvenes han pasado por el Colegio, hoy son los padres y los abuelos quienes guardan un testimonial recuerdo de nuestras hermanas. Todavía mantiene viva la comunión y el apoyo mutuo un grupo de exalumnas, que visitan con frecuencia a las hermanas y tiene con ellas encuentros y celebraciones festivas y culturales. 

Tárrega ha sido semillero de vocaciones al Carmelo Misionero, unas 22 jóvenes de esa ciudad y de pueblos cercanos a la misma, atraídas por la vida y misión de la comunidad del Colegio y del Hospital, siguieron el mismo camino.

Con el tiempo, se han ido dejando actividades y edificios. El Colegio fue vendido al Ayuntamiento y en el partido del mismo se construye el edificio de la actual comunidad. Es un edificio muy confortante y alegre, con mucha luz y claridad. Desde el comedor y la sala se puede contemplar el jardín muy bien cuidado. Es la comunidad “Nuestra Señora de las Virtudes” que fue erigida por el Consejo General el 28 de diciembre de 1984, aunque las hermanas ya vivían allí desde finales de septiembre de 1983. La finalidad es la acogida y atención a hermanas mayores y colaboración en la pastoral parroquial.

Las Carmelitas Misioneras somos presencia significativa en esta localidad, queridas y valoradas no solamente en la ciudad sino en la Diócesis de Solsona, donde participamos, dentro de nuestras posibilidades, en las actividades formativas diocesanas.

Cultivamos las buenas relaciones con el pueblo y principalmente con las exalumnas del Colegio. En el patio celebramos fiestas, a la que asisten, no sólo exalumnas, sino muchas personas del pueblo, que les gusta convivir y compartir con las hermanas aunque sean mayores.  

La comunidad está formada por 18 hermanas, la mayoría de ellas de cierta edad, pero vivimos en un ambiente bonito de fraternidad y alegría. Una pequeña parte de la casa está dedicada a enfermería, cinco habitaciones, donde están las hermanas que necesitan más ayuda. Contamos con personal laico para la atención de estas hermanas y para la cocina. Vamos haciendo mejoras en la casa y acomodando los espacios de acuerdos a las necesidades de las hermanas.

Tenemos un horario adecuado a la condición de la comunidad y dentro del mismo sacamos un tiempo especial para la oración, estando ratos extras en la capilla para orar por las necesidades de la Congregación, las vocaciones, la Iglesia y la humanidad sufriente. 

 

 


¿Quieres recibir en tu email nuestro boletín informativo? Es fácil: apunta tu dirección de correo electrónico.